Menu Area Clientes
X

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y mostrarte contenido personalizado en función de tus intereses. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración y obtener más información aquí.

¿Cuánto afectan los celulares a nuestros niños?

Todo lo que debes saber

El concepto de moderación lo hemos escuchado hasta la saciedad a lo largo de nuestra vida. Generalmente, suele asociarse a aquellos hábitos que pueden desembocar en adicciones, como es el caso del alcohol. Sin embargo, estudios recientes demuestran que con los teléfonos móviles puede suceder algo similar. ¿Sabemos cuánto afectan los celulares a nuestros niños?

 

El concepto de moderación lo hemos escuchado hasta la saciedad a lo largo de nuestra vida. Generalmente, suele asociarse a aquellos hábitos que pueden desembocar en adicciones, como es el caso del alcohol. Sin embargo, estudios recientes demuestran que con los teléfonos móviles puede suceder algo similar. ¿Sabemos cuánto afectan los celulares a nuestros niños?

 

Dependencia del móvil en los jóvenes 

Como padres y madres, puede resultar complejo distinguir entre el uso normal del teléfono móvil y la adicción. En un país como Estados Unidos donde poco se aplica la moderación, las encuestas revelan que la mitad de los adolescentes americanos son ya jóvenes enganchados al móvil. Cerca de un 80% comprueba el móvil cada hora y algo más del 70% reconoce que siente cierta presión por responder a los mensajes que se reciben de manera inmediata o por comprobar las nuevas notificaciones de las redes sociales. 

Pero la adicción no solo puede aparecer en los teléfonos móviles, sino también en las tabletas o en los videojuegos. El agravante de los dos primeros es que además de las consecuencias del uso excesivo de Internet o el exceso de redes sociales, se exponen de manera continua y sin control a los riesgos que este entorno entraña. 

La dependencia del móvil en los jóvenes tiene los mismos síntomas que cualquier otra adicción. Y es a estos a los que debemos prestar atención como padres y madres para identificar si nuestro hijo o hija padece este problema. ¿Y cuáles son exactamente estos síntomas?

En primer lugar, hay que prestar atención a posibles cambios de conducta o de carácter. Por ejemplo, si observamos que se encuentra excesivamente irritable o que muestra síntomas de tener ansiedad. También los enfados sin motivo alguno o la agresividad pueden ser indicadores. No obstante, estos deben aparecer cuando no se está haciendo uso del dispositivo, ya que se encontraría con el “mono”. 

Otros síntomas de una posible dependencia son la disminución del tiempo que dedica a la vida social, una reducción de las horas de sueño, las mentiras o las estrategias para esconderse o romper rutinas familiares y así pasar más tiempo mirando el móvil. 

Consecuencias del uso excesivo del Internet y el móvil en jóvenes 

Negar los beneficios de Internet carece de sentido a estas alturas, ya que, al fin y al cabo, los adultos también lo utilizamos para informarnos o realizar gestiones con rapidez y eficiencia. Sin embargo, no podemos olvidar cuánto afectan los celulares a nuestros niños; el uso excesivo y prolongado puede dar lugar a consecuencias tan negativas como el resto de las adicciones. 

En lo que respecta a estas consecuencias, podemos distinguir entre los daños a la salud física y a la capacidad mental. La sintomatología física más común incluye los dolores en el cuello y en las muñecas por el mantenimiento de una postura incorrecta durante horas, tal y como sucede cuando pasamos mucho tiempo sentados delante del ordenador. Si tenemos en cuenta que los jóvenes permanecen en esta posición durante las clases, se favorece también el sedentarismo. 

En cuanto a los daños en la salud mental de los jóvenes, puede aparecer ansiedad, depresión, alteración de los ritmos del sueño y de los alimentos, problemas de concentración, de memoria y de organización.  El cerebro de los jóvenes no ha terminado de desarrollarse, y es conveniente no interferir en este para evitar que los problemas puedan agravarse en el futuro. 

Consejos para evitar la dependencia

Sabiendo cuánto afectan los celulares a nuestros niños, la prevención es el arma que tenemos para evitar encontrarnos en esta situación. A continuación, te dejamos algunos consejos que puedes implementar en casa. 

  • Establece la norma de que el teléfono móvil solo puede utilizarse en zonas comunes de la casa, como por ejemplo el salón. Si es en su habitación donde más tiempo permanece, será una medida eficaz para reducir las horas que pasa conectado, además de favorecer la concentración en sus estudios.
     
  • Introduce sistemas de control parental. Dado que es bastante complejo estar siempre pendiente de los contenidos que visualizan los jóvenes, además de que podrían sentirse incómodos, lo más efectivo es implementar medidas como Gatchan. La primera operadora móvil para menores que te permite filtrar los contenidos peligrosos y consultar los informes de actividad.
     
  • Habla con tus hijos sobre las consecuencias del uso excesivo de los teléfonos móviles y pacta aquellos momentos o lugares en los que no podrá utilizarse. Como durante las comidas, las reuniones familiares o las horas de estudio.

Saber cuánto afectan los celulares a nuestros niños es el primer paso para poder introducir medidas que eviten una posible dependencia. Si deseas conocer más sobre los beneficios del control parental, ¡contacta con nosotros!

Te Recomendamos

IR AL BLOG